30º EDICIÓN DEL FANCINE (FESTIVAL DE CINE FANTÁSTICO DE MÁLAGA 2020). Seguido a través de su modalidad on-line

Festival en diferido

Concluye la 30º Edición del Fancine de Málaga, una de las imprescindibles citas para el amante del género del fantástico y del terror. Una edición especial por su largo e importante recorrido dentro del panorama de festivales de género en España pero no menos atípica por las circunstancias de la pandemia. El festival se ha celebrado dentro de su fecha estipulada (del 11 al 19 de Noviembre) adaptándose a todas las complicadas circunstancias. Decimos esto porque si recordamos a tan solo tres días antes de comenzar el certamen, se anunciaron nuevas medidas sanitarias que afectaban al sector cultural en toda Andalucía. No obstante, mediante una gran labor de programación y organización el festival ha conseguido realizarse con éxito. De este modo, en el ya más que habitual y acogedor Cine Albéniz, toda la programación se llevó a cabo entre sesiones matinales y primeras horas de la tarde para cumplir con la normativa recién establecida.

Como siempre ha sido habitual, el festival ofreció muestra de la cosecha del año en cuanto al género fantástico. Así películas como Mandíbulas (Mandibules, Quentin Dupieux, 2020), Wendy (Benh Zeitlin, 2020) Come True (Anthony Scott Burns, 2020) o Alone (John Hyams, 2020) marcaron la sección oficial. Además la programación contó con la tradición de tener secciones paralelas como Horror Zone, Ánima Zone, Fanzriller, la sección informativa o el Fantástico en Familia.

Destacar que el festival tuvo su parcela online a través de la plataforma Filmin, de esta forma todo el público que no se encontraba dentro de la provincia de Málaga podía disfrutar de una pequeña parte del certamen, sobretodo en cuanto a estrenos se refiere. Un recurso llevado a cabo por otros festivales como Sitges o Terror Molins, que a través de la “modalidad online” ha permitido que el público disfrutara en streaming de parte de la programación. Pero debemos señalar y destacar que los organizadores decidieron premiar al público que acudía presencialmente, proyectando así toda la programación oficial. Así el festival ha defendido la exhibición en salas de cine, poniendo en primerísimo lugar la experiencia colectiva, elemento más que esencial en un festival de estas características, cuya naturaleza no se entiende sin esa comunión que existe entre el espectador y la gran pantalla.

Desde aquí solo se pudo cubrir la parte online del festival, lo cual se agradece pero también somos conscientes de que el Festival realmente se encontraba en una sala de cine. En ella teníamos a nuestra disposición más de 30 películas divididas en diferentes secciones: la sección informativa, ganadoras en Fancine, el ciclo “Asia: Regreso al futuro”, una retrospectiva dedicada al cineasta de animación Bill Plympton y perlas Fancine donde figuraban grandes éxitos del festival como Bestias del sur salvaje (Beasts of the Southern Wild, Benh Zeitlin, 2012) o Reservoir Dogs (Quentin Tarantino, 1992), Canino (Kynodontas, Yorgos Lanthimos,2009), Lo que hacemos en las sombras (What We Do in the Shadows, Taika Waititi, Jemaine Clement, 2014) o Enter the void (Gaspar Noé,2009).

Entre toda esta programación online desde Filmin pudimos ver:

12 Hour Shift (Bea Grant, 2020) (Sección Informativa)

Comedia negra ambientada en un hospital narrada a través desde el punto de vista de una enfermera que trafica con órganos. Una película divertida, ágil e incluso disfrutable a pesar del pequeño poso que deja su desaprovechada puesta en escena. Aún así tiene aciertos iconográficos como mostrar continuamente a las enfermeras ensangrentadas o jugar hábilmente con ciertos parámetros de la comedia de enredo.

Sanctorum (Joshua Gil, 2019). (Sección Informativa)

Fantasmagórico relato indígena que abraza lo onírico en todos sus aspectos mediante un tono casi documental y una atmósfera con trazos poéticos de Malic. En su puesta en escena destaca la ausencia casi total de diálogos y una primacía por las imágenes de espacios naturales y una pequeña comunidad que sobreviven a las fuerzas contemporáneas del mal.

Los que Vuelven (Laura Casabé, 2019) (Sección Informativa)

Ambientada en la Latinoamérica de principios del XX el relato posee un fuerte mensaje y evidente discurso social e incluso ecológico. A través de lo mitológico, lo indígena se rebelará a través de lo fantástico  ante la opresión colonial en un relato liderado por mujeres. Lástima que a mitad del metraje todo se convierta en un cliché formal lleno de convenciones estilísticas donde prima el uso constante de primeros planos.

Bellflower (Evan Glodell, 2011) (Ganadoras en Fancine: mejor película y fotografía)

Una historia de pasión llena de idas y venidas. Narrada con fuerza, entusiasmo y  una estética que va desde la belleza hasta la más intensa fatalidad. Enorme película donde las imágenes transitan con una pasmosa sinceridad. Un relato tan íntimo como doloroso marcado por el fuego que nos hace renacer a pesar de que hay llamas que nunca podremos apagar

Los Huéspedes (Ivano De Matteo, 2020). (Fanzriller)

Lo que parece a primera vista una comedia negra sobre una pequeña comunidad italiana, se convierte en casi un drama sobre la imposibilidad de ubicarse en un microcosmos corrupto donde los que pierden siempre son los que intentan cambiarlo. Da la sensación de que su discurso merecía unas imágenes más transgresoras.

Blood on her name (Matthew Pope, 2019) (Fanzriller)

Sobrio western contemporáneo sobre la culpa y las heridas que arrastramos: desgracias familiares que entre otras cosas pasan de generación en generación. Bien filmada sin florituras innecesarias y muy bien interpretada por Bethany Anne Lind y el veterano Will Patton.

Let the corpses tan (Hélène Cattet,Bruno Forzani, 2017) (Ganadoras en Fancine: mejor película)

Peculiar thriller con elementos de Spaghetti Western pasados por el filtro de lo lisérgico. Por momentos deslumbrante por su montaje y juego cromático pero por otro lado la propuesta acaba ahogándose por sí sola.

A day (Cho Sun-ho, 2017) (Fanzriller)

Enérgico thriller surcoreano donde sus protagonistas vivirán la repetición del mismo día y tendrán que evitar un fatídico accidente en el que se ven implicados. A través de su acertado montaje refuerza tanto su vertiente trepidante como en la emocional.

TAG (Sion Sono, 2015) (Ganadoras en Fancine: mejor película)

Sion Sono impone lo transgresor contra lo normativo mediante impactantes y chocantes imágenes. Tag es una comedia negra con tintes surrealistas y situaciones totalmente delirantes donde se juega incluso con la narrativa de otros medios como los videojuegos. Se sirve de un subrayado tan exagerado como efectivo en su denuncia contra el machismo.

Her Blue Sky (Tatsuyuki Nagai, 2019) (Asia: Regreso al futuro)

La última película del director de “El Himno del Corazón” (2015) juega con construir una historia mezclando nuevas y pasadas generaciones donde cada una aprende de sus aciertos y errores. Es un buen drama de animación donde la música articula una historia tanto de aceptación de nuestros propios fracasos como de una posible redención.

The Battery (Jeremy Gardner, 2012) (Ganadoras en Fancine: mejor película)

Sorprendente debut en el que el presupuesto y la premisa son mínimas: dos ex jugadores de baseball se ven obligados a convivir durante un apocalipsis zombie. La película abraza por completo los tiempos muertos y los pequeños momentos que emiten y remitían a la felicidad, estos últimos vehiculizados con una buena banda sonora inserta a través del disc-man de uno de los protagonistas. Su puesta en escena sorprende y se plasma como verdadera aliada, es ejemplo de cuando economía de medios es tu mejor recurso para decidir el encuadre y su duración perfecta. Toma decisiones arriesgadas en puesta en escena estirando el tiempo hasta que la vida/imagen espera ser devorada.

Déjame Entrar (Låt den rätte komma in, Tomas Alfredson, 2008) (Ganadoras en Fancine: mejor película y mejor director)

Cinta que erigió a Tomas Alfredson como director a situar bajo el radar. Es un crudo relato vampírico sobre la madurez forzada de unos adolescentes que crecen en un ambiente demasiado hostil. Tiene el acierto de centrar la mirada en los jóvenes protagonistas, algo que refuerza el sentido del descubrimiento y la sensación de maravilla. La profundidad de campo se muestra constante para remarcar el desplazamiento de unos personajes que no encajan y buscan encontrarse a pesar de todos los obstáculos que tendrán.

También el festival llevó a cabo multitud de diferentes actividades las cuales se pudieron ver en directo desde su canal oficial de Youtube. Entre estas figuran desde la inauguración y la clausura del Festival, un concurso de K-Pop o el concierto realizado por la Orquesta Sinfónica de Málaga. La mayoría de estas se pueden encontrar en el canal anteriormente mencionado. Por si no fuera poco se realizaron entrevistas a directores como Matthew Pope (Blood on her name), Benh Zeitlin (Wendy), Steven Kostanski (Psycho Goreman) o los más que reconocidos Bryan Yuzna y Bill Plympton.

Finalmente para finalizar solo podemos alabar la gestión de los organizadores del certamen, los cuales pese al complicado contexto han logrado realizar la edición con un éxito de asistencia. Quizás haya sido la edición más extraña de toda su historia ya que es complicado imaginarse un festival de estas características sin las proyecciones nocturnas que creaban el clima propicio para el visionado de algunas de las películas que pasan por el festival. Sensación que ha sido doblemente extraña al vivir el festival a través de una plataforma online, algo que está muy bien pero no deja de provocar una sensación de vivir un festival en diferido

PALMARÉS DEL FANCINE 2020: 

Mejor Película: Wendy

Mejor Director: Josh Ruben por “Scare Me”

Mejor Actor: Josh Ruben por “Scare Me”

Mejor Actriz: Devin France por “Wendy”

Mejor Guión: Quentin Dupieux por “Mandíbulas”

Mejor Fotografía: Wendy

Mejor Banda de Sonido: Scare Me

Mejores F/X: Archive

Premio del Público: Mandíbulas

Premio Gato Rabioso (Prensa): Wendy

Cortometraje de Imagen Real (Jurado Joven): Heat

Cortometraje de Animación (Jurado Joven): Heart of Gold

Premio RC Service a la Mejor Fotografía: Flick (Cortometraje de Imagen Real)

Méliès de Plata: Polter (Cortometraje de Animación)

Premio del Público al Mejor Cortometraje de Imagen Real: Abracitos

Premio del Público al Mejor Cortometraje de Animación: A Ming Sang

Por Adrián Chamizo